Día internacional de los museos

Con ánimo de integrarse en el tejido internacional cultural Chillida Leku se une el próximo día 18 de mayo a la celebración del Día Internacional de los Museos con una programación especialmente orientada al público familiar. De esta forma, durante toda la jornada el público podrá disfrutar de visitas dinamizadas especialmente dirigidas al público familiar, talleres en torno a la obra de Chillida y una sesión de música. Estas actividades subrayarán el papel activo del museo para reivindicarlo como un lugar de encuentro y un espacio dinámico.

La familia como gran protagonista

Desde el departamento de Educación del museo se han organizado dos visitas dinamizadas especialmente dirigidas al público familiar. Los niños y niñas acompañados de una persona adulta podrán participar en estas visitas donde descubrirán de un modo lúdico el universo de Chillida. La reserva para estas visitas especiales puede realizarse por correo electrónico en la siguiente dirección: education@museochillidaleku.com. La visita de las 12h se realizará en euskera y la de las 17h en castellano. Para poder garantizar la calidad de cada visita ambas cuentan con plazas limitadas.

Por su parte, y debido al éxito cosechado durante el fin de semana de la reinauguración del museo, la escuela de arte y arquitectura “La casa del vacío” ofrecerá una serie de laboratorios. Estos permitirán al público de todas las edades explorar de una manera creativa con los conceptos de tiempo, espacio y límite, tan presentes en la obra de Eduardo Chillida. Estos talleres se pondrán en marcha entre las 11:00h y las 13:00h y entre las 16:00h y 18:00h. 

Como cierre de la jornada, la música también tendrá su lugar a partir de las 18:00h todas las personas que se acerquen al museo podrán disfrutar con una sesión de DJ en la terraza de Lurra Café.

Los responsables de Chillida Leku recuerdan que todos aquellos que dispongan del pase anual pueden disfrutar de sus actividades.

Con esta programación, Chillida Leku quiere acentuar su voluntad de convertirse en un agente cultural activo. Más allá de su principal misión de preservar y universalizar el legado de Eduardo Chillida, el museo se constituye así como un centro dinámico, un espacio para la experimentación a través del arte y para el encuentro y la convivencia siguiendo así la filosofía y el pensamiento del artista.